Pensionistas y Jubilados (PyJ)

LLAMAMIENTO A LOS PENSIONISTAS Y JUBILADOS (PyJ) PARA SU AFILIACIÓN EN LA CSU (Central Sindical Unitaria)

Introducción

Datos de los PyJ en la realidad española

Por qué un sindicato para los PyJ

Resumen de los estatutos del sindicato que proponemos

Las reivindicaciones de los PyJ

Criterios

 

Introducción

Hay en el estado español cada día más personas catalogables como PyJ (Pensionistas y Jubilados). Es el resultado de muchos años de luchas sindicales y políticas.

En pasados siglos el derecho a la jubilación no existía. Fueron las importantes luchas de los trabajadores en los países industrializados las que abrieron el camino a la legalización de las condiciones con las que disfrutar con cierta dignidad de esta etapa de la vida.

Fue la Revolución de Octubre la que plasmó en realidad, de una forma amplia y generalizada, el derecho a una vejez digna. Lo que se legisló por Lenin y sus sucesores sirvió de base para muchas conquistas obreras en los países capitalistas.

En el estado español existieron, gracias a la lucha organizada, las cajas de resistencia social con su transformación histórica en entes de protección al jubileo. Se superó así la etapa de indefensión y de precariedad en que vivían los asalariados. Esta fue una importante conquista popular realizada a través de la lucha de clases

La creación en parís, en 1.945 de la FSM (Federación Sindical Mundial), fue otro paso de gigante en la conquista de las reivindicaciones obreras. Las conquistas arrancadas a la burguesía en los años 50 y 60 del siglo pasado tuvieron siempre el referente de las mejores condiciones de vida de la clase obrera en los países que construían el socialismo (en éstos se adelantaron estas mejoras en la calidad de vida: vacaciones de hasta 5 semanas, jubilación a los 25 años de trabajo, asistencia sanitaria universal y gratuita, centros de recreo para la población, enseñanza gratuita y universal, derechos de maternidad y paternidad, y un largo etc.).

Ahora se considera normal, como derecho adquirido, el cobrar una pensión cuando se cumplen ciertas condiciones de salud o de edad.

También es verdad que ahora los gobiernos de los países capitalistas están haciendo todo para recortar estos derechos. Con la excusa de la crisis económica (que ha generado el propio sistema capitalista, tal como lo previó Carlos Marx) la burguesía (comprando a las cúpulas de muchos sindicatos, como se ha demostrado en el estado español con CCOO y UGT) está, ayudada por la socialdemocracia, recortando las grandes conquistas laborales (en el estado español arrancadas en los años 80 del siglo pasado con enormes luchas obreras y populares). Solo se contradice esta tendencia en países como Bolivia donde Evo Morales incrementó los derechos de sus ciudadanos al adelantar la edad de jubilación a los 58 años mientras se retrasa en Europa.

Esta realidad se resume diciendo que los derechos de los PyJ se han conquistado, y se pueden ampliar, pero se deben defender y será necesario luchar para incrementarlos evitando que sean recortados por el sistema capitalista y sus gobiernos.

 

Datos de los PyJ en la realidad española

Se pueden ver en:

http://www.seg-social.es/Internet_1/Estadistica/Est/Pensiones_y_pensionistas/Pensiones_contributivas_en_vigor/Por_Comunidades_Aut_nomas_y_provincias/ESTC_005357

Destacar que hay, en abril del 2.011, un total de 8. 783.766 pensionistas que cobramos de media 802,26 €

Que se pueden desglosar así:

Incapacidad permanente 937.294 pensionistas que cobran de media 867,86 €

Jubilación 5.229.691 911,72

Viudedad 2.306.515 585,25

Orfandad 272.443 358,42

Favor de familiares 37.823 471,27

Para mayor contradicción parte de estos PyJ son el único salario seguro en su entorno familiar.

 

Por qué un sindicato para los PyJ

Simplemente, como se puede leer a continuación en el resumen de los estatutos del sindicato legalizado para agrupar a TODAS las personas que sean PyJ, para agrupar a los y las que necesitamos la fuerza del trabajo conjunto para que no nos quiten los derechos adquiridos en muchos años (decenios) de lucha. A la vez que deseamos ir ganando nuevos derechos y reivindicaciones (ver lista más abajo).

 

Resumen de los estatutos del sindicato que proponemos

CSU es una organización sindical democrática, de clase, de carácter sociopolítico, basada en el asambleismo y la participación efectiva del conjunto de sus afiliados.

Es absolutamente independiente de instituciones y organizaciones políticas.

Aspira a la representación del conjunto de la clase trabajadora, y muy especialmente de los PyJ.

Sus objetivos son:

  1. Desarrollar la libre voluntad de asociación de los trabajadores, independientemente de su sexo, raza, nacionalidad, lengua, ideas políticas o religiosas.
  2. El apoyo mutuo y la solidaridad entre los trabajadores en defensa de sus intereses socioeconómicos.
  3. La eliminación de cualquier forma de explotación o opresión, y de cualquier atentado contra la libertad y dignidad de los trabajadores.
  4. Contribuir a la emancipación de los trabajadores, aspirando al control por parte de éstos de los medios de producción, distribución y consumo, y a la consecución de una sociedad libre e igualitaria.
  5. Fomentar la defensa del medio ambiente y del equilibrio ecológico.

 

Las reivindicaciones de los PyJ

  • La primera, ser tratados como personas, con toda la dignidad que corresponda.
  • Intervención como PyJ en todos los órganos que decidan temas que les afecten (sindicales, administrativos, políticos, culturales, etc.).
  • Derecho a voz en todo proceso legislativo que les afecte.
  • Recibir una paga mensual mínima que permita una vida digna (necesidades básicas correctamente resueltas). Esta paga por lo menos debe ser igual al salario mínimo interprofesional reconocido.
  • Acabar con la discriminación de las y los viudos. Derecho al 100 % de la pensión que correspondía al difunto, acumulable a la propia (como fue durante muchos años).
  • Derecho a una sanidad, en su propia zona de residencia, pública de calidad y totalmente gratuita, sin listas de espera, con medicamentos gratuitos, y con todas las especialidades (dentista y otras incluidas).
  • Centros de ocio en cada lugar de residencia, con instalaciones suficientes para todo tipo de actividades (bar, juegos, periódicos, biblioteca, cine, teatro, internet, etc.).
  • Participación periódica (mínimo una vez al año) en viajes de recreo a cargo del estado.
  • Posibilidad de participación en cursos diversos: idiomas, cultura, y otros temas. Siempre gratuitos y a desarrollar lo más cerca posible del lugar de residencia.
  • Transporte gratuito en el entorno de su residencia, para satisfacer sus necesidades de ocio, salud y cultura.
  • Asistencia pública gratuita para los casos en que se necesite ayuda externa en la vida diaria: residencias de día, residencias de pernoctación, ayuda domiciliaria, limpieza (hogar y ropa), ayuda alimentaria (para la compra o cocción), etc..
  • Derecho a ayuda para el mantenimiento físico. Se ha demostrado que la mejor y más barata medicina es la preventiva. Si hubiera centros de ejercicio físico de mantenimiento para los PyJ de cada barrio o pueblo, serían mucho menores las caídas de los “viejos” y con ello las fracturas que llevan a necesidades de hospitalización y otros cuidados. Además generalizando los lugares para hacer ejercicio sano, además del andar, como centros públicos se generarían miles de puestos de trabajo para jóvenes que ho tienen formación y no tienen empleo.
  • Por último, la sindicación de los PyJ ha de permitir articular un servicio jurídico especializado para esta masa de personas (9 millones en el estado español9 que tenemos problemas específicos: pensiones, viudedades, herencias, patrimonio, desalojos, derechos adquiridos en variados temas, etc..
  • En resumen que los PyJ debemos ganar mecanismos de participación, decisión y fiscalización como sector de la población (al igual que en el resto) para que todas aquellas medidas impulsadas por las instituciones que nos afecten, cuenten con nuestra intervención colectiva.
  • Que no se haga política sin contar con los PyJ, porque esa es la única garantía de que no se haga política contra ellos. Es decir. participación y decisión. Que el pueblo trabajador opine y decida qué políticas deben impulsarse, como garantía de que se avanza hacia una sociedad más justa, la sociedad socialista.

 

Criterios

En la sociedad actual, debido al incremento de la esperanza de vida y debido a los avances en los derechos de los trabajadores, se da cada vez un mayor porcentaje de personas en situación de pensionistas (los que cobran un salario o pensión por causas diversas, antes de llegar a la edad de jubilación) o de jubilados.

Cuando se pasa de trabajador asalariado a pensionista se cambia la relación de “explotación”. Ya no es un empresario público o privado el que controla nuestra actividad y paga a final de mes, es el estado el que paga lo que (según la legislación vigente, muy distinta según los países) corresponda.

Este es un dato esencial. El pensionista o jubilado ya no puede ser despedido ni represaliado por su “empresario”. Adquiere un grado de libertad del que antes no disponía. Puede incluso organizarse la vida sin que impere otro criterio más que el suyo personal y el de su entorno (libremente elegido o no).

El “trabajador” que llega a este estadio en su “vida laboral” pierde el miedo a ser despedido o sancionado. Puede por ello expresar con mayor libertad sus opiniones y reivindicaciones.

En contra de esta mayor libertad está su estado de salud, no siempre óptimo, dado que la explotación, su genética, o la insuficiente medicina preventiva, pueden haber ocasionado un deterioro precoz de su salud.

Por ello su movilidad y capacidad de acción o actividades es menor que cuando era joven.

Pero hay una circunstancia que facilita su incorporación a la actividad sindical como Pensionista, su posibilidad de actuar sin grandes desplazamientos (los que antes estaba obligado a hacer cotidianamente para llegar al lugar de explotación).

Ahora puede organizarse de manera más fácil, en su entorno natural.

Hemos de empezar a acostumbrarnos a hablar de nuestros problemas y los de más de un 20 % de la población del estado español en todos los rincones. Bares, parques, centros recreativos (entorno a una partida de cartas o de dominó, en un baile para veteranos, en una excursión de pensionistas, etc.). Pero donde hemos de hablar más de estos temas es en los mercados y tiendas, en las asociaciones de vecinos, en el transporte público, es decir EN TODAS PARTES.

Aunque hasta ahora son más los casos de los pensionistas y jubilados desorganizados que los que lo están. Y si lo están es en organizaciones para potenciar sus aficiones, no para seguir reivindicando sus derechos.

La propuesta de sindicar a los pensionistas y jubilados ha existido y existe, en algunos sindicatos, más para mantener una continuidad de cotizaciones que para luchar por las reivindicaciones de los afectados.

Incluso estas organizaciones de PyJ se ubican, en la mayoría de ocasiones en ámbitos (sea territorial o sectorial) que ya no son frecuentados de forma fácil por el pensionista o jubilado.

Se trata pues de dar la vuelta a esta situación y organizar a los PyJ en su entorno natural, cerca de su domicilio. Se trata de interrelacionar a PyJ, que sin experiencia de trabajo con sus nuevos compañeros/as, pasen a intercambiar con personas que están en su misma nueva situación procedentes de sectores o territorios diferentes.

Se trata de combinar el ocio y la capacidad de reivindicación. Alrededor de una partida de dominó, de una tertulia, de un café, de un juego de petanca, de un baile de veteranos, de una reunión de mujeres, de una asociación de vecinos, etc., se puede situar y se debe situar la problemática social y reivindicativa (ver la lista de reivindicaciones) que afecta por igual a todos.

Esta interrelación con su entorno tendrá resultados sindicales (y políticos) importantes.

Se trata de forma TOTALMENTE UNITARIA de elegir en pequeñas asambleas a los representantes de cada colectivo y así configurar la nueva estructura estatal, de abajo a arriba, de los PyJ para defender sus derechos.

mayo de 2011


2 comentarios to “Pensionistas y Jubilados (PyJ)”

  1. Buenas,

    No sé encuentrar en esta web cómo afiliarme.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: